Novedades y nuevas añadas de Trivento Gaudeo

 

 

Si sos la marca argentina que más vino vende en Europa desde hace 7 años, algunos viñedos tenés que caminar.  No basta con simplemente buscar uva para abastecer la demanda sino que tenés que sostener la calidad que te hizo ganar ese público.  “Nunca dejamos de investigar y sorprendernos con nuevos lugares”, dirá Germán di Cesare en una cata a distancia, obligados por la cuarentena.  En Trivento trabajan con cientos de viñedos en Mendoza y la búsqueda siempre está atenta, pero son cuidadosos a la hora de lanzar novedades a lo loco y perder la capacidad de comunicarlos. 

Como no pueden moverse al ritmo de 1 o 2 barricas, van con paso firme con cada nueva etiqueta.  Un ejemplo de ello es el Trivento Golden Reserve Bonarda 2017 que di Cesare y su equipo encontraron en 2008 y recién pudieron vinificar más de 10 años después.  Se trata de un parral antiguo en La Arboleda, Tupungato, a 1020 msnm que por ser una zona muy fría tiene un carácter distinto a las Bonardas que típicamente conocemos.  Es una explosión de fruta que va dejando paso a aromas herbales, apretado, nervioso, muy lejos del estilo gordo y
redondeado.  Después de probarlo, me entusiasmé con conseguir más Bonardas de zona fría.

 

 

Afortunadamente, su idea de mostrar regiones, sean tendencia o no, sigue firme y creciendo ya que este año sumaron una nueva etiqueta a su línea Gaudeo y Di Cesare se embala off the record con más lanzamientos a futuro.  La intención aquí es una expresión del lugar, por ello siempre seleccionan sectores y usan foudres de 5000 litros, menos invasivos.  La búsqueda es ir hacia vinos más fluidos, con taninos, pero jugosos.  El objetivo no es la opulencia, sino la expresión y la bebibilidad, que redunda en mayor potencial de guarda.

Vamos vino por vino con las novedades 2020 dentro de Gaudeo:

Trivento Gaudeo SV Los Sauces 2018.  El viñedo está en Los Sauces, pegado a Los Chacayes.  Trivento tiene una finca de 300 hectáreas allí, plantadas en 2007 y “recién estamos tipificando este viñedo, que es muy diverso, con mucho carbonato de calcio”. El vino muestra mucha fruta roja, que se siente especialmente al beberlo, y un leve aroma a tinta china. De los cuatro es el más amable, apto para todo público y de cuerpo medio.

Trivento Gaudeo SV Paraje Altamira2017. El viñedo de 125 hectáreas está en el límite sur de
Altamira, sobre la calle El Indio.  Aquí la fruta aparece más concentrada, pero no sobremadura, con una marcada textura de tiza y un largo de boca que enamora.  Con respecto a la anterior cosecha noto que ha ganado más fluidez y elegancia y sus hacedores nos cuentan que hay una búsqueda más refinada del terruño.

Trivento Gaudeo SV Tupungato2017.  Este vino se elabora con uvas extraídas del corazón de Gualtallary, en Tupungato Winelands (con quienes tienen un convenio de 20 ha), aunque por cuestiones legales no puedan ponerlo en la etiqueta.  El ajuste sobre los tiempos de cosecha ha logrado mostrar la textura propia de Gualta, sus taninos, esa sensación “eléctrica” y jugosa.  Austero en nariz, pero muy expresivo en boca.

Trivento Gaudeo SV Tunuyán 2017.  Si de extremos hablamos, este proviene de San Pablo, al límite con Gualtallary y muy cercano a la montaña.  La zona es algo húmeda, pero fría y con suelos marcadamente calcáreos, lo que da un excelente equilibrio entre alcohol, PH y madurez “que no encuentro en otros lugares”, dirá Di Cesare.  La fruta se percibe más claramente que en el de Gualtallary y tiene una estructura salvaje y algo delgada.  Por segunda vez, me quedo encandilado con su carácter.

 

 

Si seguimos el orden planteado en la cata, se nota un crecimiento en estructura y personalidad.  A la inversa, la frutosidad va cediendo hacia la austeridad y al igual que en añadas anteriores hay  vinos para todos los gustos.  Aplaudo todo eso y es un camino claro para quien conoce sus gustos o quiere explorar estilos y zonas.

 

 

Para seguir leyendo sobre esta línea:
También escribieron sobre las añadas actuales en El vino del Mes y en El ángel del vino

 

 
 

Ariel Rodriguez

http://www.vinarquia.com.ar

Profesor de Literatura y entusiasta del vino, su cultura y la gastronomía. Llevo adelante este blog desde 2011 y colaboro con diversos medios online. Autodidacta, soñador.

Relacionado

6 Comments

  • Muy buen resumen y gracias por la referencia Ari!

    • ¡Gracias!

  • Pintaza estos vinos… Me alegra mucho leer que las tendencias nuevas apuntan en el sentido contrario al que se llevaba. Argentina tiene unos terruños extraordinarios que se escondían tras la madera y la madura (fruta). Qué precio tienen estos vinos? Aprox? Abrazo y muy buena nota. Salutes!

    • Efectivamente se está trabajando muchísimo en esa búsqueda de resaltar el lugar de origen, tapado por la madurez excesiva, la madera o simplemente una fórmula comercial. Altamira, Gualtallary, Pedernal, buena parte del NOA son lugares que se han puesto esta tarea al hombro de una manera muy notoria y al catarlos se pueden reconocer sus rasgos. Con esto no quiero desmerecer a otros que también lo están haciendo, en Patagonia o zonas más tradicionales de Mendoza. Es un lindo giro que se dio en los últimos años.
      En este caso puntual, es una linda búsqueda. Valen unos 20 euros aproximadamente, $1700.
      Salute!

  • Que linda linea esta de Trivento para ver como el Malbec se adapta a cada terruño!

    • Si, y también ver todo el trabajo que hay atrás de una bodega y cuánto no puede ver la luz hasta varios años después.

      ¡Saludos!

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *